Álvaro Marichalar escribió un cariñoso adiós a Venezuela

Álvaro de Marichalar le dijo adiós a Venezuela con unas líneas llenas de agradecimiento y cariño.

A continuación el texto de su correo electrónico de despedida:

Queridos amigos venezolanos,

¡¡Mil gracias!! otra vez por todo. 

Anoche llegué a Puerto España, Trinidad y Tobago. Se levantó mucho viento en el último tramo venezolano. Había zarpado a las 6 de la mañana. Llegué a las 7 de la tarde, tras 13 horas de navegación. En las últimas millas de navegación frente a la bellísima Península de Paria, tuve un susto con unos traficantes que navegaban en rumbo (Oeste) opuesto al mio (Este) a bordo de una embarcación larga. 

Seguí a rajatabla los consejos de mis amigos en Puerto La Cruz que me advirtieron y aconsejaron no parar en ningún caso si alguien me solicitaba que parara en esa zona…
Después de hacerme señas para que parara y no obedecerlos…,  cambiaron su rumbo y me estuvieron persiguiendo durante 20 minutos . 
De miedo…
Muy violento.
Iban armados. Hasta los dientes. Arma de guerra.. 
Tuve la calma de grabar con mi cámara de vídeo el inicio de la persecución: el momento en que giraban y se aproaban veloces rumbo a la pequeña NUMANCIA…
 
Gracias a Dios pude despistarles navegando rumbo a mar abierto (Norte) donde me alejé con la mar de través a la mayor velocidad posible; aunque no a toda máquina; ya que debía permanecer muy concentrado y a la velocidad justa para no caer… 
Tras siete millas de persecución con la adrenalina y el miedo a flor de piel, logré que desistieran…
Qué pena comprobar que en las costas más bellas del mundo, el Estado al que pertenecen aparezca fallido… 

Ha sido el ÚNICO percance que he sufrido en Venezuela.Amigos; hermanos venezolanos: Os echo de menos profundamente . 

Mi corazón se quedó en Venezuela … 
Y ya permanecerá SIEMPRE en Venezuela.
Un abrazo, 
Álvaro
Pin It